Dieta para una piel radiante

Después de un 18 bien celebrado, todos queremos volver a una rutina saludable. Hoy les quiero presentar una dieta que les ayudará a tener además de buena salud general, una piel radiante.

“Lo comido y lo bailado no me lo quita nadie”. Las celebraciones son un momento perfecto para juntarse con la familia, amigos, viajar, etc. También es prácticamente inevitable sobrepasarse con la comida. Esto puede hacer que la piel tome un aspecto opaco, seco e incluso aparezcan brotes de acné o rosácea. A continuación les enumero alimentos que contribuyen para volver a tener una piel sana y luminosa.

Verduras y frutas coloridas, palta, aceite de oliva, carnes mareas y frutos secos son clave para una piel brillante.
  • Zanahorias: fuente de vitamina A (carotenoides) con un potente efecto antioxidantes.
  • Tomate: buena fuente de vitamina C y licopenos, poderosos antioxidantes.
  • Aceite de oliva: ácidos grasos insaturados y fuente de vitamina E.
  • Palta: ácidos grásos instaurados y fuente de luteína y vitamina E.
  • Berries (arándanos, frambuesas, frutillas, maqui, etc): frutas con altísimo contenido de antioxidantes y fitonutrientes.
  • Sandía y otros frutos de color rojo/rosado/naranjo : excelente fuente de licopenos, antioxidantes que recuperan el daño por radiación UV.
  • Manzana con cáscara: mas de 8000 fitonutrientes y buena fuente de vitamina C.
  • Linaza y frutos secos: ácidos grasos insaturados, omega 3, selenio y zinc.

Como ven, la gran parte son alimentos fáciles de encontrar y que se pueden comer sin mayor preparación. Esto permite obtener los nutrientes y vitaminas más eficientemente que con suplementos, ¡y mucho más rico que comerlos encapsulados!

En cuanto a las carnes, preferir carnes magras como pescado, pavo y pollo a las carnes rojas y en cuanto a la preparación preferir al horno o vapor en lugar de parrilla o sartén.

El aspecto dorado de un pedazo de carne a la parrilla o el brillo de la superficie de un croisant es por un proceso llamado glicosilación. Este mismo fenómeno ocurre en los azúcares celulares cuando comemos alimentos de este tipo (deliciosos, sin lugar a dudas). La glicosilación determina el envejecimiento. Literalmente somos lo que comemos.

Lo anterior asociado a una fotoprotección estricta y permanente (para esto no hay excepciones), ejercicio regular y una cuota de buen humor son claves para una piel sana.

¿Voy a dejar de comer carne en un asado para el de 18? No lo creo. La vida es más que solamente preocuparse del futuro y definitivamente no puede ser el foco de nuestro vivir. Disfrutar con la familia al rededor de la parrilla, comer un rico postre para ocasiones especiales es tanto parte de nuestra vida como la prevención.

Para el resto de los días estas recomendaciones son ideales. Y de vez en cuando salirse de la dieta por un buen motivo hace bien. Un saludo cariñoso, Catalina Andrighetti Ferrada.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s